Trance en Conejos

En este post hablaremos sobre el trance en conejos y te ofreceremos la información más completa sobre este tema.

La mayoría de las ocasiones a los conejos no les gusta que los carguen.

Puede ser una gran batalla hacer actividades básicas de aseo, como cortarle las uñas a un conejo.

Algunos cuidadores con sus mejores intenciones recurren a poner en trance a conejos para evitar que el animal lucha.

Esto es cuando los conejos se colocan boca arriba en una posición que causa inmovilidad.

Esencialmente, obliga al conejo a hacerse el muerto.

Básicamente esta técnica que no significa lógicamente poner música trance a la mascota consiste en acostarlos de espaldas pensando que están relajados.

A esta postura se la conoce como esta posición se llama trance conejos.

Lamentablemente, poner a los conejos en trance provoca una parálisis temporal.

Algunos conejos se dan la vuelta y se acuestan libremente sobre sus espaldas pero la verdad sobre esta práctica demasiado habitual a veces es que se provoca la inmovilidad tónica en conejos forzosa.

En este estado, el conejito, normalmente, no se mueve y también se le conoce como hipnosis.

De forma contraria a lo que muchas personas creen, en este estado de trance, se produce en el animal un estado de estrés y alerta bastante fuerte.

Aunque a simple vista pueda parecer que está calmado y relajado, la realidad es muy diferente.

Conozcamos algunos datos importantes a tener en cuenta antes de llevar a cabo esta técnica a veces con consecuencias muy negativas.

Cómo poner en trance a un conejo

La inmovilidad tónica ocurre pasa cuando los conejos están acostados boca arriba, aumentando así las frecuencias cardíaca y respiratoria.

Poner en trance a un conejo puede ser peligroso, llegando incluso a morir porque los niveles de estrés elevados son fatales.

Si dicho conejo en trance padece de enfermedades respiratorias y cardiovasculares, esta posición puede ser extremadamente peligrosa.


trance en conejos

Los estudios actuales muestran que estos animales de mascota tan populares inducen voluntariamente una parálisis reversible a corto plazo, como especie de presa.

Este movimiento voluntario está impulsado por el miedo y funciona como respuesta instintiva a una situación de estrés extremo.

Esto es muy frecuente en distintas especies de presas las cuales se hace las muertas con el propósito de lograr que el animal depredador afloje su agarre y pueda huir sin morir.


Aunque la inmovilidad resultante ayuda a hacer determinadas tareas al dueño, y el uso repetitivo parece facilitar su aplicación en el conejo, no es una práctica buena porque realmente no están nada cómodos.

De echo podrá llevar asociado distintos peligros.

El episodio de inmovilidad tónica no dura para siempre porque ocasionalmente el animal regresará a la realidad incluso si su posición no cambia.

Esto significa que los conejos en trance corren el riesgo de lesionarse cuando se despiertan si no estamos pendiente de ellos en todo momento.

51 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo